lunes, 24 de octubre de 2011

Te vi en mis pesadillas

te entre ví en el silencio de mis pesadillas.
En la sombra de la sonrisa del diablo.
Esperando.. esperando..

Te vi correr por los ecos de mis gritos
las sombras del olvido contra el tiempo
te vi en el fin del universo conocido
y nunca te conocí lo suficiente como para retenerlo

Tu instinto diabólico se recrea en mi sufrimiento
Vas a matarme lo sé..
Lo he visto venir en un susurro
en un destello de luna mortecina

No me interesa morir en tus manos..
la tortura de tu plan me esta matando...
juegas con tu comida como un gato..
y yo soy el platillo principal
encaja tus colmillos en mi piel
devora cada recuerdo recurrente
cada hora que hicimos el amor
o le dimos otro nombre al odio.

Te vi en mis pesadillas
y me estabas persiguiendo..
(para matarme)
jamás lograré despertar
(no quiero).


viernes, 14 de octubre de 2011

Fáthima [Mi cumpleaños ]

Probablemente... es por que a fin de cuentas soy humana.
Mis cumpleaños siempre habían sido un desastre, pero de alguna manera eran salvados por esas personas que parecían quererme. El último que había tenido lo había arruinado Drake, pero este año estaba segura de que él iba a compensarme.. así que unos días antes, estaba radiante y feliz.. Seguro tenía una sorpresa para mi... seguro que esta vez hacía las cosas bien... si, seguro...

 +Hace dos años aproximadamente+

 estas mejorando - dijo Rafael mirándome- ahora sólo nos falta un detonador.
 ¿detonador?- pregunté- ¿ de qué hablas ?
 Bueno- dijo Rafael- yo te elegí... pero necesitamos saber si el destino te elige también.
No traté de preguntar más, Rafael solía hablar asi en los entrenamientos, llevaba un rato practicando y aún no me dejaba matar nada. A veces comenzaba a sentir que esta era una real pérdida de tiempo. Miré mi celular. Drake no me había llamado en todo el día.
 Vi la hora, debía estar inscribiéndose o algo en la universidad y por eso estaba ocupado.
¿Qué era esta sensación de peso en mi corazón? ¿Por qué estaba tan asustada?
Hey - dije a Rafael- ¿crees que podríamos dejar esto por hoy?
 Rafael me miró, parecia poder ver através de mi.
Claro- dijo y señaló la caja para que dejara ahí las armas...
Prácticamente las arrojé y salí corriendo. Todo en mi mente pasaba muy rápido, tenia una sensación de que algo horrible iba a pasarme.. el corazón me iba a estallar, comencé a sudar frío... el pecho me dolía, me dolía respirar, al fin llegué a la universidad de Drake... Tomé aire y comencé a buscarlo por todas partes... y entonces lo vi, y estaba con ella... Mi mundo se desplomó de pronto. ¿era enserio? ¿estaba viendo bien? Me quede helada mientras él la besaba y le decía que la quería. ¿Ella sabía que también a mi me lo decía? ¿Él se acordaba de mi? ¿No se suponía que me amaba a mi? Claro que ella sabia de mi, él sabía de mi... la única que no sabía nada era yo
. Drake me vió. Tarde.
¿Quieren saber que pasó? Eso pasó. Para ustedes puede ser nada... Bueno les voy a dar una imagen de acercamiento. Yo tenía dos anillos en la mano izquierda. Si, yo me había casado con Drake. Yo era una idiota.
Le arrojé los anillos a la cara esperando mi puntería no se viera afectada por que me temblaban las manos, no espere a ver si el corría tras de mi o si se reía o nada... yo seguí corriendo ignorando todas las advertencias de Rafael... Una aura negra crecía a mi alrededor, en esos momentos habría matado a quien fuera.. me habría matado a mi... ojalá vinieran los demonios.. ojala se abriera la tierra... pero olvide lo más insignificante de todo.
 Yo seguía siendo humana. Yo debía mirar al cruzar las calles...yo no lo hice. Un auto me golpeó y sentí mi cabeza hacer "crack" en el pavimento... entre mi mente borrosa vi a Rafael susurrando: detonador. Quería gritar, no sé si lo hice... Me levanté como pude, sentía la pierna herida y un dolor que nunca había sentido en las costillas... todo estaba borroso y trataba de incorporarme..me sostuve de Rafael.
 Vi a Drake corriendo por la calle, o tal vez era lo que yo esperaba ver...
 Y Rafael me susurró al oído: se la están llevando....¿Estás lista ahora?
 Asentí con la sangre corriéndome por los ojos y de repente estaba en medio de un montón de demonios...y vi a Bea a lo lejos, todos estaban dándome una paliza. No podía hacer que funcionaran las armas... no podía recordar como... ¿Qué debía hacer? ¿Por qué sólo podía pensar en ella y en Drake? ¿Por qué? ¿Por qué me habia pasado esto a mi?Acaso no era suficiente? ya había tenido suficiente en mi vida.. ¿Por qué no podía tener un minuto ...un día...un año feliz? ¿Que demonios estaba pasando?
Probablemente es que a fin de cuentas...soy humana.

 Cuando desperté en un hospital días después supe a donde iría a parar todo esto. Yo estaba oficialmente Muerta. Un accidente de auto, que poco original.
Rafael estaba sentado al lado con una bata blanca.
¿Hoy eres doctor?- dije en voz alta. Lamento informarle que hace 2 horas y 32 minutos ha sido declarada como muerta- dijo con una sonrisa- ¿último deseo?
 Me tiró un folder con el expediente de mi vida, había fotos de todas las personas que amaba y finalmente una de drake y ella.
Una ira inexplicable se apoderó de mi.
¿Dónde esta Bea? - dije tirandole el folder de regreso. La tienen - dijo él- ¿la quieres de vuelta? Ya sabes que hacer... No me sentía capaz de nada, me incorporé en la cama.
No puedo hacerlo- dije hundiéndome en mi miseria - me rindo.. yo... sabes hay cierta cantidad de dolor que una persona puede soportar... y yo continuamente paso los límites.. pero esto..
 Te refieres a el tal Drake? - dijo Rafael viendo el folder.
No le constesté sólo quería dormir y morir de verdad.
Hagamos un trato - dijo Rafael.
Dime- dije mirándole como quien no tiene nada que perder.
 Yo me encargo de tus recuerdos y tu firmas el contrato- dijo Él tendiéndome un pergamino.
 ¿Borrarás a Drake para siempre? - dije abriendo los ojos... me pregunté si de verdad quería olvidarlo, después de todo...yo lo amaba. Bea me necesitaba... ¿Cómo iba a explicar este desastre? ¿ me iba a separar de él ? ¿ o él ya se había separado de mi y no lo sabía ?
 Borralo- dije arrebatándole el pergamino y firmando- borra todo lo que tengas que borrar, sólo quiero la ira, déjame estar furiosa, déjame odiar al mundo...déjame ser lo que realmente soy... lo que yo era antes de creer en todas sus mentiras..
 Rafael sonrió y puso las manos en mis ojos...
 Por cierto Fáthima - agregó mientras una luz cegadora me quemaba y todo lo que había conocido se alteraba para siempre- Feliz Cumpleaños.

sábado, 8 de octubre de 2011

Una princesa tuvo un sueño...

Una princesa tuvo un sueño anoche...un sueño que no había tenido en varios años.
En el sueño todo era tan distinto a ahora que era fácil notar.. que la realidad estaba cada día más lejos de la fantasía.
El cabello que le llegaba a la cintura ahora se resistía a pasar del hombro.
Su delgada figura había sido reemplazada por el desarrollo y los tazones de cereal por las noches.
La sonrisa tierna y fresca que solía cubrirle el rostro con sutilesa era ahora una mueca finjida que reflejaba más fastidio por la vida que gracia.
Y las ganas de dibujar se habían vuelto un frustrante deseo de no tocar un lapiz y compararse con quien lo hiciera mejor.
A pesar de estar ahogándose en sus problemas estaba conciente de los problemas de todos los demás.
Estaba tan conciente de ellos que quizá estaba más conciente de todo que de lo que ocurría en su mente o su cabeza.
últimamente le había dado por no querer ver a nada ni nadie.. y solo sentía ganas de tirarse a la cama a esperar que desapareciera la persona que habia estado detestando por todos estos años, ella.
Su mirada estaba perdida en la ventana donde ya no existía un balcón [en realidad, nunca había existido..]
Y los libros de los estantes se empolvaban.. su dueña se rehusaba a releerlos y también se rehusaba a leer algo nuevo por que ya no se sentía capaz de "entender nada", menos cuando se trataban de libros muy complicados.
¿A dónde había ido esa genialidad que decían que tenía? por lo visto había ido lejos, y se había ido sin avisarle.
Toda la cultura general de la que la vanagloriaban muchos no era sino ínfima ahora que ella lo miraba con más cuidado.
El deterioro de su mente iba en proceso y ella estaba cooperando bien. No se molestaba en cambiarlo por que no creía que podría hacerlo.
Y sinceramente no es que alguién haya cambiado de opinión.
Últimamente los días iban de monótonos a insigificantes y cada día así se le consumían más las ganas, los sueños las esperanzas y demás.
Había estado tan cansada de luchar que había decidido quedarse ahí sentaba con una buena tasa de café haber que era lo que pasaba si lo hacía. Vaya si ella había resuelto tantos lios ajenos a su vida.. ¿alguién no debería resolver el de ella?
Como ella sabía, nadie lo haría.. sin embargo esperar en una torre.. a estas últimas fechas era lo único que parecía dársele bien.